“Queridos amigos”

Esa misma noche la invité a mi casa. Me encantaba el peligro. Quería correr el riesgo. Sí, no me importaba. Estaba cansado de dar explicaciones, de pedir permiso y disculpas a todos. By Pame

Queridos amigos (15)

Después del café fuimos a caminar. En ese momento todo era mágico: la banda, mi forma de imponerme, el deslumbramiento por esta chica... Vimos a Tincho comprando cigarrillos en una esquina. De repente ella se veía incómoda. -¿Qué pasa? -Tincho y yo... salimos un tiempo. Caminamos en otra dirección. -¿Por qué no me lo dijiste?... Leer más →

Blog de WordPress.com.

Subir ↑