Poderes ocultos, XIII

Mi cabeza estaba aturdida; mi corazón, a punto de sucumbir.

Pero aún no podía darme vencida. Volví a recurrir a Él.

Me dijo que lo más probable era que los tres estuvieran interesados en mí, y para no quebrar su lazo de amistad optaban por “espantarme”. Debía cambiar la táctica, nada más.

el-antes-y-el-despues-de-meghan-trainor-marcado-por-su-novio-1-696x564

Su voz logró convencerme, quitarme la pena, enloquecerme con la idea de ser amada por tres hombres.

Me dormí pensando que podía invitarlos a mi habitación de hotel.

Les demostraría que su amistad no tenía por qué deshacerse.

*BY PAME*

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: